Cocina

Desde sus inicios, el CCE Montessori-Palau ha ofrecido el servicio de cocina con elaboración propia. Actualmente hay dos instalaciones, una para los niños de 0-3 años y otra para el resto de cursos. Los menús diarios que se elaboran se basan en la dieta mediterránea, con el objetivo de ofrecer los productos frescos de temporada que garanticen el equilibrio en sus nutrientes.

Todos los menús son diseñados por una bióloga y nutricionista del mismo Centro, para ofrecer una dieta que permita a los alumnos poder trabajar en las mejores condiciones. Se preparan tres tipos de menús según las edades: uno para el centro de niños de 0-3 años, que se individualiza para cada niño; otro para los de 3-6 años y, finalmente, el menú para el resto de cursos, que ofrece una propuesta alternativa.

Los alumnos con alergias e intolerancias alimentarias se atienden con una dieta personalizada, consensuada con los padres y el equipo de especialistas.

Ampliar contenido

Una alimentación equilibrada es imprescindible para el correcto desarrollo de los más jóvenes. Por ello el CCE Montessori-Palau ha ofrecido desde sus inicios el servicio de cocina con la elaboración propia de todas las comidas y alimentos, en dos instalaciones gestionadas por personal especializado. Los menús diarios que ofrecen se basan en la dieta mediterránea con el objetivo de ofrecer los productos frescos de cada temporada que garanticen el equilibrio en sus nutrientes, mejoren la calidad organoléptica final y minimicen el consumo de aditivos.

Para ofrecer una dieta que permita a los alumnos poder trabajar al máximo sus posibilidades y les ayude a potenciar sus cualidades intelectuales y artísticas, todos los menús son diseñados por una bióloga y nutricionista del mismo Centro. Además, la planificación de todas las comidas se envía a las familias, donde se incluye la información y orientaciones para la preparación y seguimiento de la dieta que no se realiza en el Colegio.

Para su elaboración, se siguen los criterios de calidad en seguridad alimentaria más estrictas, que pasan por llevar a cabo diferentes tipos de analíticas y registros que ayudan a reducir al máximo la posibilidad de aparición de cualquier tipo de intoxicación alimentaria, así como registros de trazabilidad de todos los platos que se sirven.

Además de la formación continuada que recibe el personal encargado de manipular los alimentos, el centro realiza controles higiénico-sanitarios de laboratorio tanto del personal, como de las superficies de trabajo, las materias primas en el momento de la recepción, los platos ya preparados, etc.

Para cubrir las necesidades de todo el alumnado, se preparan tres tipos de menús según las edades: uno para el centro de niños de 0-3 años, que se individualiza para cada niño; otro para los de 3-6 años y finalmente el menú para el resto de cursos. Cada menú tiene como acompañamiento diferentes verduras y ensaladas, pero si el alumno lo desea, puede escoger una propuesta alternativa que introduce y promociona la comida aún más sano. De esta manera, se puede elegir más proporción de verduras y ensaladas, así como pan y arroz integrales. Además, se ofrecen dietas especiales para aquellos alumnos que lo requieran, de manera puntual, por indisposiciones.

En la sociedad actual las intolerancias alimentarias y alergias en los alumnos son frecuentes y requieren una dieta especial. Desde la Escuela se tiene plena conciencia de la importancia de elaborar menús específicos y equilibrados para la salud de los alumnos y la preocupación de los padres y tutores. Por este motivo se trabaja conjuntamente con los padres y el equipo de especialistas y se elaboran menús diarios específicos que aporten todas las necesidades nutritivas y que a la vez sean variadas y atractivas, en caso de intolerancias alimentarias.

Una cocina elaborada que aporte la máxima calidad nutritiva

Utilizamos cookies para mejorar la experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que lo aceptas.
Aceptar Más información